La cartera de crédito al sector local registró, al cierre del mes de septiembre, un saldo de USD54,727 millones, con un incremento de USD586 millones o 1.08%, según reveló el Informe de Actividad Bancaria (IAB) mensual de la Superintendencia de Bancos de Panamá.

El documento señala que dicho crecimiento en los saldos indicaría que el efecto contable de la disposición de líneas de crédito, al inicio de la pandemia, no sólo se ha disipado, existe además cierta reactivación de la demanda por financiamiento bancario en algunas carteras.

Del total de la cartera local registrada en el Sistema Bancario Nacional que a septiembre asciende a USD54,727 millones, el 77% o USD41,884 millones corresponde a la cartera no modificada, la cual se mantiene bajo parámetros regulatorios convencionales (Acuerdo 4-2013), mientras que el 23% restante, es decir USD12,843, representa al segmento de créditos amparados por las regulaciones de las medidas de alivios y flexibilización bancaria a los deudores.

En cuanto al nivel de riesgo que presenta la cartera crediticia local, la mayor porción de la cartera, cartera sin alivios, registra un 3% bajo las categorías de mayor riesgo (dudoso más irrecuperable), esto representa USD1,347 millones.

Es importante mencionar que la cartera modificada, aunque se clasifique con nombres similares, se rige bajo parámetros regulatorios distintos al Acuerdo 4-2013. Es decir, que mantiene un tratamiento diferente y su categorización se contempla bajo la Resolución General de Junta Directiva SBP-GJD-0003-2021. Por tanto, bajo estos parámetros, la cartera categorizada en dudoso e irrecuperable asciende a USD 3,237 millones o un 25% de la cartera modificada.

En cuanto a las herramientas de mitigación del riesgo de crédito, acrecentadas por el efecto de la pandemia, conllevó al incremento de las provisiones para hacer frente a posibles deterioros, y esto se evidencia cuando vemos las provisiones registradas en febrero de 2020, cuando se reportó un total de USD1,393 millones en el SBN (Licencia General), cifra que a septiembre 2021 asciende a USD2,348 millones. Ello representa un incremento de USD955 millones o un 69% más que los montos registrados en febrero del año anterior.

El informe señala que la ratio de capital global más reciente muestra un 16.43%, representa el doble del mínimo regulatorio de 8%. Esta resistencia se sustenta en los colchones de capital y provisiones, que se han fortalecido producto de la actual regulación y que se ha venido incrementando desde el inicio de la pandemia por la constitución de provisiones y la mayor capitalización de utilidades, los cuales permitirían absorber la mayor parte de las pérdidas potenciales. En materia de liquidez, el Sistema Bancario alcanzó un 63.6%, también más del doble de lo establecido regulatoriamente.

Actualmente, todos los bancos en operación cumplen satisfactoriamente con los estándares regulatorios en materia de capital bancario y las disposiciones concernientes a liquidez.

En cuanto a los activos del Centro Bancario Internacional (CBI), a septiembre de 2021 totalizaron USD131,200 millones, lo que indica un aumento de USD833 millones, con respecto al mismo mes del año anterior, lo que muestra un incremento interanual de 0.6%.

Las utilidades netas del CBI, acumuladas al mes de septiembre de 2021, ascienden a USD967.2 millones, un 4.7% más que a la misma fecha de 2020.

Para conocer más información sobre las variables que explican los resultados de este informe, visite nuestro sitio web www.superbancos.gob.pa / Sección Financiera y Estadística.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí