El uso de la Realidad Aumentada en el sector de los servicios públicos impulsa la eficiencia operativa, mejora la seguridad de los empleados y potencia la experiencia del cliente.

La Realidad Aumentada (RA) es una tecnología relativamente nueva para el mercado. Este recurso tecnológico permite visualizar, a través de una serie de sensores y dispositivos, como gafas o teléfonos inteligentes, imágenes tridimensionales o bidimensionales sobre el mundo real, lo que permite realzar objetos y brindar información relevante al espectador. El uso de la RA en diversos sectores económicos representa una oportunidad para brindar servicios más eficientes, atractivos y funcionales.
A pesar de ser una tecnología en expansión, muchas empresas de servicios públicos pueden sentirse intimidadas a la hora de implementar la Realidad Aumentada en su operación. Sin embargo, para Jesús Sánchez, Vicepresidente de mercadeo de Open International, compañía de tecnología especializada en servicios públicos y telecomunicaciones, existen al menos cuatro razones por las que una empresa de servicios públicos debería incorporar la RA en sus operaciones:

  1. Mejora la ejecución de los trabajos de campo
    El uso de la RA empodera la gestión e incrementa la seguridad del equipo técnico en campo, pues aumenta la precisión y la eficacia con la que desempeñan sus tareas, especialmente las relacionadas con el manejo de infraestructura. Además, contribuye a reducir el tiempo que se debe invertir en la ejecución de las labores, ya que esta tecnología permite visualizar los pasos necesarios para completar un trabajo determinado o recibir asesoría de un experto en la tarea. De acuerdo con la firma ABI Research, compañía que brinda orientación estratégica sobre el empleo de tecnologías transformadoras, algunas empresas ya han mejorado la eficiencia del tiempo de montaje de los técnicos en un 34% utilizando gafas inteligentes superpuestas con instrucciones digitales. Con este beneficio, las unidades de campo también pueden responder de manera más rápida a diferentes órdenes y eventos imprevistos. Lo anterior deriva en una mejor calidad de los servicios y, por ende, en mayor satisfacción de los clientes.
  2. Potencia el tiempo invertido en capacitación de personal
    A raíz del gran número de personas que se jubilarán en los próximos años, los proveedores de servicios están perdiendo a su personal más experimentado a un ritmo alarmante. Ante ese panorama, la Realidad Aumentada se convierte en una herramienta efectiva a la hora de proporcionar capacitación digital, pues se caracteriza por ofrecer una experiencia más intuitiva, visual y a un menor costo. La RA también es una excelente herramienta para brindar al personal nuevo los conocimientos necesarios que adquirieron en su momento los técnicos más experimentados. De hecho, algunas empresas ya emplean RA durante las pruebas de reclutamiento, evitando inconvenientes que puedan poner en riesgo la seguridad de las personas.
  3. Reduce los costos operativos de las organizaciones
    Otro beneficio de implementar la RA es la disminución de los tiempos y costos operativos. La RA es una oportunidad para que las empresas de servicios públicos adquieran tecnología de vanguardia que optimice, por ejemplo, sus operaciones de campo, al reducir la cantidad de trabajo físico y los desplazamientos innecesarios sobre el terreno. Se estima que las empresas de servicios públicos consigan un aumento de la eficiencia del 15% al 20% con la realidad aumentada.
  4. Hace su vida y la de sus clientes más fácil
    La naturaleza intuitiva de la Realidad Aumentada rompe las barreras tradicionales y fortalece el servicio al cliente, dándole información relevante a través de aplicaciones para smartphones o manuales de usuario interactivos para resolver rápidamente sus consultas de servicio, aliviando la carga de trabajo de los representantes de atención al cliente. Asimismo, gracias a su interfaz intuitiva y a su capacidad de responder a los comandos de voz con el procesamiento del lenguaje natural, la RA permite a los clientes de las empresas de servicios públicos acceder a procedimientos actualizados y fáciles de comprender para resolver rápidamente sus problemas sin complicaciones, ni ayuda de intermediarios.
    “Con suficiente inversión y perseverancia, la implementación de la Realidad Aumentada podría mejorar la gestión de las empresas de servicios públicos. Sin embargo, el éxito de la implementación de esta tecnología dependerá del compromiso de estas empresas de producir y mejorar constantemente la documentación, los procesos, las imágenes, los modelos 3D y los vídeos que respaldan sus funciones. Además, es fundamental que las empresas de servicios púbicos cuenten con un software de última generación que soporte esta nueva tecnología, como Open Smartflex, nuestra solución holística, preconfigurada y multiservicio que les permitirá incorporar la RA a su core de negocio para brindar una experiencia de cliente superior”.

Créditos: Carolina Enríquez – Axom Marketing Comunications.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí